Avancemos

Educación Pública y el Pueblo






Documental

 

Con el Aporte solidario de los afiliados de Asoinca se Adquirió el Lote de Terreno para los Docentes Damnificados por la Avalancha en Mocoa

Imprimir
Visto: 2197

Si nos detenemos por un momento para analizar nuestra situación actual podremos darnos cuenta que algunas de las metas que nos hemos planteado son las mismas que se han planteado otras personas a nuestro alrededor, y son posiblemente estas las metas que nos ha costado más esfuerzo alcanzar. Podemos ver entonces de forma clara que individualmente tenemos metas en común con otros y posiblemente sería más conveniente para todos unir esfuerzos con miras hacia la consecución de un fin colectivo.

Algunas veces la forma de alcanzar estas metas requiere tomar medidas indirectas primero para posteriormente poder concentrarse en la materialización de los proyectos. Estas medidas indirectas tienen que ver con la falta de disposición en general de las personas a participar en proyectos que beneficien a alguien más que a ellos mismos. En este caso la mejor manera de lograrlo es mediante el ejemplo, tomar la iniciativa entre aquellos que ya se encuentren dispuestos a cooperar entre sí, y una vez obtenidos los primeros resultados fácilmente se sentirán motivados otros a unirse para participar de los beneficios.

Es importante recordar que es necesario dejar de lado, algunas veces, intereses individuales para obtener intereses colectivos, pero al final los beneficios generalmente son mayores que los sacrificios; sobre todo si tomamos en consideración que siempre es mejor un tanto por ciento de algo que un cien por ciento de nada. Lograr todo esto depende de poder alcanzar un nivel de unidad colectiva suficiente para poder ser capaces de establecer un propósito común. Esto requiere de una identificación de cada uno de los docentes con el proyecto por encima de sus intereses individuales y un nivel de altruismo lo suficientemente alto para poder alegrarse por los beneficios a obtener por los demás participantes. Es decir, es un proyecto de pocos para muchos y no al contrario.

Como efecto adicional,  se logra influenciar la manera de pensar del colectivo en la zona donde se lleve a cabo, estimulando a otros a imitarlo. Esto repercute favorablemente sobre la comunidad pues más y más personas se unen para conseguir lo que individualmente no habían podido lograr y de esta manera, sin quererlo, se logra un nivel de armonía mayor al estar más personas satisfechas consigo mismas.

El lograr nuestras metas en la vida requiere de esfuerzos y sacrificios a lo largo de esta, y si existen otras personas con intereses en común con los nuestros y pueden emplearse medios dignos, ¿porque no unir esfuerzos para hacerlo más fácil para todos?. Después de todo es bien sabido que ¡En la unión está la fuerza!.

Desde La Junta Directiva Departamental de Asoinca les informamos que hoy 26 de julio se adquirió el lote de terreno para los compañeros damnificados de la avalancha de Mocoa. El terreno tiene una capacidad para 70 viviendas de 7 metros de frente por 15 metros de fondo. Para obtener este logro fue importante el aporte de cada uno de los compañeros afiliados a Asoinca, por lo tanto los docentes damnificados envían un mensaje de agradecimiento al magisterio Caucano  y esperan continuar forjando lazos de solidaridad entre compañeros de la misma clase.

Junta Directiva Departamental de Asoinca